Documentando el viaje de un emprendedor

Lo realmente importante no llega de la noche a la mañana…

Lo realmente importante no llega de la noche a la mañana…

Cuando la gente me dice que he contado con mucha suerte en la vida, me siento frustrado. He trabajado fines de semana, a veces de lunes a domingo, cuando empecé a escribir a los 14 años en mi primer blog, nadie me leía, cuando empecé mi primer emprendimiento, quebré a los meses después y eso no me ha impedido seguir emprendiendo y aprendiendo en el camino. He seguido escribiendo desde los 14 años, me encantan los negocios y sigo emprendiendo.

Quizás lo que no deja avanzar a muchos, es esa jodida creencia de que si no lo logran a la semana, al mes, al año es porque lo que están haciendo es un fiasco y bueno, a veces lo que hacen si es un fiasco y necesitan ajustar cosas, pero la mayoría de la veces el problema no es lo que están haciendo, sino ellos mismos, porque no tienen paciencia (algo que escasea en la era de los milenials), no son constantes y no le meten berraquera y toneladas de trabajo duro a lo que están haciendo.

No pretendo motivar a nadie, no soy un motivador y no quiero serlo, solo quiero ver más proyectos creativos, innovadores y que pueden cambiar el mundo, sobreviviendo a los primeros meses y años porque hay personas que hoy en día no lo están dando todo y necesitan darse cuenta de eso, PUNTO! #modoimparables

Sigueme en Alvaro Narvaez / Pillaesto y revisa este vídeo que tengo para ti:



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *